Locales

Un vestido de tonalidad fosforescente fue el atuendo escogido para cumplir con su agenda matutina, la penúltima oficialmente como ‘soberana’ de Ibarra.

Daniela Espinoza, actual reina de la ciudad, llegó a las instalaciones de Diario La Hora cerca de la hora pautada. Con gracias y predisposición saluda y se dispone a conversar. El tema: un año portando la corona, que mañana por la noche será entregada a la nueva representante de los ibarreños.

Un año de reinado: ¿qué experiencia deja en su vida? –Es el primer cuestionamiento del entrevistador-.

“Bueno, el tiempo pasa volando”. Es su respuesta instantánea, mientras hace memoria y escoge, al parecer, los mejores recuerdos de todo lo que ha significado portar la corona durante los últimos 365 días.

“Es un año lleno de experiencias inolvidables, que voy a llevar en mi corazón toda la vida –continúa la soberana saliente-. Como comentaba con mis papás, es una experiencia que voy a poder transmitir de generación en generación: a mis hijos, nietos, bisnietos y en adelante: a todos. Esta experiencia me ha ayudado a crecer aún más como persona y ahora me siento 100% ibarreña (…). Me siento satisfecha, realizada, por haber contribuido con mi granito de arena para que esta ciudad, al que me vio nacer, sea cada vez mejor”.

-Hablamos de experiencias, nos puede narrar alguna de las que más se han guardado en su memoria-

“La primera vez que visité a la fundación de niños con cáncer estaban celebrando el cumpleaños de todos. Apenas entré se me acercó un niño de descendencia afroecuatoriana y me abrazó…” –La nostalgia es evidente en Daniela y la sensibilidad salta a flor de piel. De a poco, su ojos se comenzaron a nublar y la voz se quebró mientras narraba este recuerdo-

“A mí se me iban las lágrimas porque es muy duro ver a un niño de 7 años luchar contra la muerte. Me abrazó y en adelante todo hacía conmigo: no quería comer si yo no le daba o jugaba conmigo a los carritos o a cualquier cosa que se le ocurría en ese momento. Es una experiencia que queda y quedará grabado en mí. Dejé un gran pedazo de mi corazón con ese niño y con todos los niños de la fundación”.

-La experiencia que narra, según las palabras de la ‘soberana’ saliente, no se limita a haber observado, vivido el momento y pasado. Sacó su reflexión-. “Creo que es una experiencia que te marca la vida y que te permite crecer con una visión diferente por el resto de tu vida. Me parece que todas las personas vivimos en una burbuja y compartimos cosas con familiares, amigos, vecinos, gente cercana, pero nunca nos damos la oportunidad de salir al exterior y realmente ver que hay gente que necesita y que puedes hacer algo. Hay gente que está sentada en las calles y que no tienen nada que comer, que no tiene familia, que vive en la lluvia, que duerme en las calles cubriéndose con un plástico. Esta experiencia me abrió los ojos a la realidad, que creo que es una realidad con la que todos los ibarreños podemos colaborar para que cambie”.

-Su tono de voz regresa a la normalidad, como en un principio y se prepara para responder la siguiente inquietud. ¿Cuál ha sido la parte menos agradable de este período?-

“El lado más feo, se podría decir, de este tiempo ha sido el no tener el apoyo necesario de mi corte de honor -(esta vez, la respuesta es en un tono serio, bastante diferente de su respuesta anterior)- de la señorita patronato y de la señorita confraternidad. La segunda renunció ni bien se le designó y la primera aceptó para la coronación y después creo que se le olvidó la responsabilidad tan grande que significa ser la señorita patronato de una ciudad. Eso fue lo feo, porque si bien logré hacer algunas obras sola, hubiéramos podido hacer más con el apoyo de las otras chicas. Mi mamá se convirtió en mi mano derecha y ella es quien debería llevar la banda de señorita patronato, porque me ha acompañado en todos los eventos”.

-¿Qué es una reina?-

“No es un ícono de belleza, porque la belleza física se acaba muy rápido, es pasajera. El reinado tiene un sentido de ayuda a la ciudad, de amor a la ciudad, de devolver con cariño y alegría lo que la ciudad te ha regalado. Una corona y una banda no son para lucirlas antes las cámaras. La corona es una carga de responsabilidad y la banda es mucho cariño a la ciudad”.

-¿Qué se necesita para ser una reina?

“Para se una reina se necesita ser en esencia lo que eres. Creo que Dios pone en cada persona cualidades diferentes y cada una es la encargada de explotarlas: sencillez, humildad, carisma, cariño a la ciudad, entusiasmo, saber regalar una sonrisa verdades, que en tus ojos vean que siente el cariño en cada obra…”. -La respuesta pareció bastante clara-.

-Ha sacado esos conceptos de las experiencias en este año, pero, ¿se puede decir que la belleza ayuda?-

“Sí. La belleza física tal vez te abre puertas, pero te complemente tu belleza espiritual e intelectual. Una mujer debe ser emprendedora, luchadora. Hemos visto que la mujer desempeña varios roles a la vez. La mujer política o ama de casa, la mujer trabajadora… Como mujeres debemos llevar en el corazón ese ánimo, esas ganas de luchar por demostrar que no solo somos un cuerpo y una cara bonita, sino que es un conjunto de virtudes”.

-La charla toma un giro: de la ‘soberana’ a la mujer detrás de la ‘soberana’. Daniela confiesa que, durante su niñez y adolescencia, si tuvo sus momentos en los que fue madrina o reina del colegio, pero que no lo consideró como un objetivo en la vida. Ella prefiere, o prefirió durante mucho tiempo, el estilo más bien informal.-

“Nunca me interesó mucho el tema, por eso no me inscribí desde que tuve 17 años, porque en realidad no me gusta desfilar, modelar o el traje de baño o que los tacos y el vestido. Siempre he sido una mujer deportista. Jugué tenis desde los 7 años hasta los 18 y a mí me veían con mis zapatos deportivos, con mis implementos deportivos, mi gorra, mi cabello suelto, cara lavada… natural. Sin embargo, una vez asumido el compromiso con la ciudad, aprendí a maquillarme, hasta ahora no aprendo, pero he cambiado en eso. Ahora uso tacos para eventos y así”.

-El tiempo es una de las complicaciones que tuvo que sortear en este tiempo. Estudiar en Quito y cumplir con sus obligaciones en Ibarra. ¿Cómo hacerlo?-

“Cuando empecé mi reinado me decían que no iba a poder hacerlo por las cuestiones de tiempo. Yo respondía que mientras estaba en la escuela y el colegio compartía mi tiempo con el deporte. Cuando jugaba torneos nacionales me ausentaba por varias semanas y llegaba a igualarme y salvar mi año. Creo que en cuerpo sano, mente sana y el deporte me ayudó mucho a mantenerme centrada, a madurar bastante y creo que eso me ayudó a organizar mis estudios y mi vida personal, mi tiempo (...). Un día es muy largo, tiene 24 horas y a mí la madrugada me sirvió, durante este año, para estudiar, porque yo viajaba tres veces a la semana de Quito a Ibarra y me regresaba el mismo día y ese rato me ponía a estudiar. Si dormí en este año unas 100 horas, es bastante, pero me siento satisfecha”.

-El diálogo llega a su fin. Daniela debía cumplir aún con sus actividades antes de entregar oficialmente la corona, hoy en horas de la noche. Sin embargo, aprovechó el último momento para dedicar unas palabras a su sucesora-.

“A la nueva reina, a la que gane, le digo que no se olvide que la belleza de la mujer está en el interior, que la mujer no es un icono de belleza. La mujer ibarreña y la reina de Ibarra debe ser una mujer que tenga las manos extendidas hacia las personas que más lo necesitan, que nos tatuemos en el corazón el sentido de ser ibarreñas, que llevemos en el corazón a la ciudad y que ese cariño, estoy segura, le va a ayudar a cumplir con sus metas y con Ibarra. (RE)

El tráfico en el centro anunció que el evento estaba por arrancar. El sonido del claxson de los automóviles que circulaban en horas de la tarde provocó que, de a poco, los ibarreños vayan saliendo a las puertas de sus casas, se apostaran en las veredas y buscaran la mejor sobra y el mejor ángulo para ver a las candidatas.

Las 11 postulantes para coronarse como la nueva ‘soberana’ de la ciudad hacían ademanes con sus manos y presentaban su mejor sonrisa durante el recorrido que arrancó desde el parque Boyacá.

Antes, buses que exhibían la marca de la provincia, vehículos de todas las marcas, camiones con logos de los auspiciantes de cada una de ellas… todos transitaban en caravana dirigiéndose al punto pactado para el arranque, que estaba anunciado, según el cronograma, para las 15:00, pero que inició pasadas las 16:00.

Tres camionetas de la Policía Nacional y dos motocicletas se apostaron en la parte delantera de la multitud, como para abrir el desfile, y se adelantaron hasta cerca del parque Pedro Moncayo, mientras esperaban que el resto de los ‘marchantes’ se acercara.

La banda musical y las comparsas también se iban formando, mientras en el fondo se escuchaba una mezcla de música. Cada comparsa se había preparado con trajes y un ritmo y canción diferente. Los sonidos eran variados y encendían el ambiente.

Daniela Espinoza, subida sobre un vehículo tipo hummer y acompañada por un cadete de la Escuela Militar, encabezaba el desfile de la belleza ibarreña. Ella entregará la corona hoy, luego de haberla portado durante un año.

Como ella, cada candidata iba con un acompañante de la misma institución. Todas lucían el mismo modelo de vestido color rosado y no paraban de sonreír: la ciudad las esperaba.

Los vendedores ambulantes no desaprovecharon la oportunidad de obtener algún ingreso extra y por la calle se movían de uno a otro lado para ofertar lo que había.

Delante de cada vehículo que transportaba a una de las postulantes caminaban dos scouts portando pancartas, que en letras rojas anunciaban el nombre de quien seguía. El objetivo, quizás: que la gente conozca sus nombres, pues una de ellas los representará durante el año venidero.

Detrás de cada una, una comparsa acompañaba el desfile. Con trajes indígenas, de estilo árabe o un grupo de la tercera edad… al son de varios ritmos, que iban desde música típica hasta reggaetón, bailaban para el deleite de curiosos e interesados.

Así transcurrió la tarde en la ciudad. Las candidatas llegaron hasta el parque Céntrica, en donde se definió el cierre del desfile, que para todas fue la última antes de la coronación y para una, el último antes de convertirse en reina de la ciudad. (RE)


Dato

La ceremonia de coronación será hoy desde las 19:30 en el Coliseo Luis Leoro Franco.

Tome nota

El desfile recorrió arrancó en el parque Boyacá, recorrió la calle Simón Bolívar. Luego avanzó por la Velasco pasando por el redondel del Obelisco y siguió por la Mariano Acosta hasta el redondel de la Madre y terminó en el Parque Céntrica o Ciudad Blanca.

María Belén Noguera.

Con mucho carisma y simpatía, a sus 17 años, siendo una de las candidatas más jóvenes, María Belén Noguera decidió participar de la elección a Reina de Ibarra 2014 – 2015.

Resalta que su trabajo, en el caso de ser electa como la nueva soberana, lo ejecutará con amor y entrega. “Decidí ser candidata a Reina de Ibarra por que quiero aportar con un granito de arena a la ciudad que me vio nacer, crecer, y que tiene todo para ser la mejor del país. Estoy muy orgullosa de ser ibarreña”.

Para María Belén, Ibarra es sinónimo de tranquilidad y paz. “Mi linda ciudad es equilibrada, con un clima siempre adecuado, con paisajes increíbles que transmiten paz y armonía”.

En el caso de ser la ganadora del certamen, manifiesta que su principal objetivo será trabajar con la juventud, creando grupos juveniles en cada barrio, que promuevan diversas actividades. Además, fomentará el arte, la danza y el teatro en diversos sectores. “Obviamente el trabajo también se enfoca en ayudar a los sectores vulnerables”.

Considera que participar en la elección a Reina de Ibarra 2014 – 2015 es una oportunidad muy grande. “Es una puerta que se nos abre para conocer a gente. Pienso que también es una bendición, y una experiencia muy linda, única”.

María Belén asegura que la labor de una reina no solo se debe enfocar en el trabajo social, sino en el aporte con ideas innovadoras que ayuden a la ciudad. “También debe ser humilde y sencilla. Demostrar sus capacidades”. (VMWF)

FRASES

“Una reina debe aportar con ideas innovadoras que ayuden a la ciudad”

“Como parte del trabajo, crearemos grupos juveniles en cada barrio”

Libro: Sonreír es la meta
Autor: Carlos Cuauhtémoc Sánchez
Deporte: Básquet
Película: Bajo una misma estrella
Música: Salsa

CIFRA

17 años tiene María Belén Noguera

Evento. Familias y mascotas se concentrarán mañana en el Parque de La Familia a partir de las 09:00.

Mañana, a partir de las 09:00 en el Parque de la Familia, tendrá lugar el evento que busca unir a los perros con sus familias. Según Richard Quel, organizador del evento, el objetivo es: “poder disfrutar en familia con los perritos sin que sean discriminados por su raza. No nos interesa que sean mestizos o puros. Nos interesa que disfruten”.


Este es el noveno año consecutivo en que se desarrolla la competencia, que contará con categorías como el perro más pequeño, el más parecido a su dueño, el más grande…


Los participantes desde ya se preparan junto a sus los que serán los protagonistas protagonistas de la mañana. Bañan a sus mascotas, las peinan, les ponen sus mejores lociones y ropa. Otros los llevarán tal cual son, sin mayor arreglo, pues es también parte del evento porque también se premiará al ‘look’ diferente.


Las inscripciones serán el mismo día del evento y tendrán un precio módico, que servirán para los gastos de infraestructura, audio, publicidad y premiación.


Según el Quel, la organización de este festival ha sido un proceso en el que se han ido puliendo procesos desde que se lanzó la primera edición. “Hemos ido aprendiendo, porque no es solo de llegar y hacer un evento de mascotas. La idea es que la gente conozca que debe haber suficiente agua, que debe haber un servicio veterinario, que debe ser en un espacio verde. Son cosas que hemos aprendido a lo largo de los años”.


El evento durará máximo hasta el mediodía, pues, según el organizador, “la mascota debe tener su espacio y refrescarse. Con eso se evita que la mascota se estrese. Por eso no ponemos más programas por el cuidado mismo de la mascota”.


Se espera que se inscriban entre 30 y 40 perros, aunque cada año es diferente. De acuerdo con Quel, en una edición se llegó a tener hasta 100 inscritos.


Como premios se entregarán trofeos, medallas y comida. (RE)

Serenata. La serenata recorrerá los hogares de las 11 candidatas.

La Banda Municipal, Jesús Briñez y su conjunto, y el talento musical del artista Polibio Yépez entonarán melodías para la tradicional serenata a las 11 candidatas a Reina de Ibarra. Desde las 19:00, en la entrada principal del Municipio, la caravana artística rendirá homenaje a la reina saliente, Daniela Espinoza, y luego recorrerán los barrios de las aspirantes a la corona de la Ciudad Blanca.


Raúl Carrera, coordinador de las radios municipales, dijo que este evento se retoma después de un año, rescatando así, la tradición de agradecer y enaltecer a las mujeres, que, por convicción y amor a la ciudad, participan en este certamen de belleza que culminará el sábado 20 de septiembre. Esa noche se conocerá el nombre de la nueva ‘soberana’.


Trayecto de la serenata

Este incentivo y fiesta por los distintos barrios de la ciudad en la que viven las candidatas, recorrerá una ruta establecida, que tiene como fin ahorrar el tiempo en trasladarse de casa en casa de las aspirantes.


El punto de encuentro será a las 19:00 en la entrada principal del Municipio, en el cual se rendirá homenaje a la reina saliente, quien también estará acompañada por el Alcalde.

Luego, se trasladarán, a las 19:30, a la casa de Mishel Burbano, en el sector de Azaya. Posteriormente, el croquis irá de la siguiente manera: Marlice Grijalva (Azaya), a las 20:00; Ana Elizabeth Reyna, en la calle Sergio Ayala (sector Hospital San Vicente de Paul), a las 20:30; Sara Yépez, en la calle Jorge Dávila Meza, a las 21:00.


Desde las 21:30, la serenata continuará en la casa de Estefanía Escobar, en las calles Luis Felipe Borja y Simón Rodríguez; a las 22:00 visitarán a Lorena Merizalde, en la Juan Atabalipa y Hernán González de Saa; 22:30, a María Belén Noguera, en la Hernán González de Saa. A las 23:00, la serenata irá a la casa de Cinthia Robalino, ubicada en la Juan Atabalipa y Toro Moreno; a las 23:30 se direccionarán a las calles Sucre y Colón, sector en el que vive Evelyn Navas. Luego visitaran a Evelyn Benavides, en las calles Liborio Madera y Salinas a las 00:00. Finalizarán con la visita, a las 00:30, a la casa de Mishel Larco, en la Borrero y Juan Montalvo.


Logística

Bajo la coordinación de la Dirección de Planificación del Municipio, se elaboró el croquis para el recorrido de la serenata. A su vez, durante el trayecto, un escenario móvil otorgado por el Gobierno Provincial de Imbabura, trasladará a cada una de las candidatas hasta terminar el evento.


De igual manera, la musicalización por parte de Jesús Briñez, director de la orquesta municipal y Polibio Yépez, entonarán las mejores canciones nacionales en loor a la belleza y elegancia de las aspirantes. Carrera indicó también que la ciudadanía puede sumarse a esta caravana, que es antesala a las fiestas de los 408 años de fundación de Ibarra.


Por su parte, cada una de las aspirantes y sus familiares adornarán sus hogares para recibir a los músicos. La serenata será transmitida en vivo por la radio municipal en FM y AM. (REKS)


Tome nota
La serenata iniciará a las 19:00 en la puerta principal del Municipio, y finalizará a las 0:00.


Cifra
11 candidatas aspiran a convertirse en la Reina de Ibarra 2014.

Translate Web

Spanish English Italian